9 consejos para sacar el máximo partido a tu red de contactos

Tener el mejor proyecto empresarial no es suficiente: solo no puedes conseguir nada. La red de contactos (también llamado capital social o networking) es tan imprescindible como la idea, la creatividad o el modelo de negocio. El capital social multiplica las oportunidades de cualquier persona que quiera emprender: ayuda a llegar a nuevos clientes, encontrar proveedores, te muestra otras formas de enfocar el negocio y, además, es una fuente de información valiosa… En definitiva, te permite beneficiarte de sinergias y aumentar tu productividad.

La pereza y la timidez no pueden ser una excusa. Si quieres desarrollar tu proyecto, la red de contactos es fundamental y requiere trabajo y persistencia. Debes reservar un tiempo para obtener de tu networking el máximo rendimiento: es parte de tus rutinas como emprendedor. A continuación os proponemos una serie de consejos para desarrollar tu red de contactos y sacarle todo el provecho posible:

  • Hazte necesario. Primero piensa en cómo puedes ser útil para tus contactos. No intentes vender desde el principio, potencia la afinidad y los vínculos reales que te generarán beneficios a largo plazo.
  • Reflexiona honestamente sobre tus necesidades y pregúntate para qué quieres una red de contactos. Recuerda que no es lo mismo buscar colaboradores, proveedores que encontrar socios o financiación.
  • Después, identifica a las personas que podrían ayudarte y pregúntate cómo puedes conocerlas. Investiga para buscar puntos en común. Infórmate sobre su actividad profesional, su estilo personal, sus intereses, lee sus blog… y sobre todo, piensa en cómo podéis beneficiaros mutuamente.
  • Potencia los encuentros en persona. Intenta concertar citas, no te limites a internet. Pero recuerda, seguramente las personas que quieras conocer son gente ocupada, su tiempo es valioso, si no eres interesante para ellos no les busques.
  • No acumules contactos. Ten en cuenta que la mejor red de contactos para tu negocio es la más útil, no la más abundante.
  • Las redes sociales son importantes. Mantenlas activas y publica contenidos de interés. Interactúa con los demás usuarios. Pero no te centres solo en las más populares, buscas redes específicas de tu nicho de mercado o cercanas a tu sector.
  • Cuida a tu red y sé un vínculo: ponlos en contactos. Quizás alguien ofrece un trabajo y tú conoces a la persona adecuada o simplemente crees que algunos de tus contactos deberían conocerse para enriquecer sus proyectos empresariales. En el futuro te lo agradecerán.
  • Los eventos, desayunos y comidas de trabajo, ferias y foros ofrecen grandes oportunidades para aumentar tu capital social. Selecciona los eventos que más te interesen por tu sector o por tus necesidades. Y un consejo: llega temprano a los eventos, es uno de los mejores momentos para interactuar.
  • Y para terminar, ten la mente abierta. No seas competitivo y acércate a tu competencia, tenéis las mismas necesidades y muchas cosas en común, seguramente podéis iniciar una relación en la que ambas partes salgáis reforzadas.